lunes, 15 de diciembre de 2008

Cielo de Diciembre

Photo: S. Grijalva


Le miraba mientras dormía
O veía su cabellera esparcida
y sus auroras de medio día

Sin situar la hora
en el reloj rojo
Atado en el pulso del tiempo

Velocidad

Una luna nace salvaje
En el borde de la planicie inhóspita
Securas invernales
Escarchadas de belleza
Lila que apacigua a los oídos

Agreste entretenimiento

Spica constela en Júpiter
un cielo improbable
Completamente inventado

Todo tiene su curso
Sentido sumergido
Que habita el hecho
Desprovisto de acordes

Su mayor razón de existir
Historia de mi corazón
En versión integral

Photo: IUE project at Goddard Space Flight Center





22 comentarios:

isis de la noche dijo...

Qué hermosa imagen de este cielo, que aunque diferente para todos, es el mismo..

un beso..

TOROSALVAJE dijo...

Si, todo tiene su curso.
Nosotros también aunque no veamos los hilos que nos mueven.

Besos.

Lena dijo...

Las historias del corazó, aunque intangibles, son las verdaderamente ciertas.

(Precioso, Gargolina...Velocidad...la palabra suelta le imprimió un encanto especial al poema)

Muitos besitos!

alkerme dijo...

Todo tiene pues su curso y su sentido, aunque "sumergido"...

Besos.

Malena dijo...

Siento esa meditación mientras van pasando los kilómetros, paisajes que nos hablan, palabras que recordamos y nos estremecen, música que acompaña a nuestra íntima película y las imágenes van pasando y pasando, mientras nos vamos sumergiendo en ese mundo en el que nos hemos sumergido.Mágico mundo.

Lindo poema... suave... con encanto.

Mil besos, Gárgola.

sinespacio dijo...

Este poema me trae reminiscencias de otras épocas, del pasado del hombre, cuando para la civilizacion de esos tiempos, la naturaleza era lo mas relevante y la vida se regía integramente por aquellos ritmos ancestrales y los cursos los definía algo que tenía mas fuerza que el hombre.
Un beso

Juan Cairós dijo...

Diossssssssssssss, me encantó, Gárgola, es el tipo de poesía que me gusta...Spica constela en Júpiter...Precioso y mágico.

Velocidad...Una Luna nace salvaje
en el borde de la planicie inhóspita...Muy bueno todo lo que sigue.

Un abrazo y sigue así!

Néctar dijo...

"Todo tiene su curso, sentido sumergido" Me he identificado plenamente con tu llamamiento lírico. Besos

Antón Abad dijo...

Bucear en un poema suele resultarme una tarea grata, y si la música que acompaña mis especulaciones, me doblega emocionalmente, el producto es placer puro y blando.
Veo unos ojos que vagan por el allí, el aquí, y el más allá de lo improbable, inmersa la mente en otros menesteres, el yo real, se mueve en una velocidad externa y otra interna; vías paralelas que llevan a un mismo sitio.

Lúzbel Guerrero dijo...

¡PLÍÑ!, un diez en GARGOLA'S
Gracias SANTÓN, llevaba horas esperando este momento
¿SPICA?, yo tenía una radio que se llamaba así, ¡una verdadera maravilla oiga!, era muy pequeñita, y había gente dentro
Veo que Ud. lleva la radio incorporada y viaja por dentro

el olvido imposible dijo...

Querida gárgola, viajo por tu cielo imposible, improbable, y aprecio paisajes nunca vistos, me lleno con el lila, me invento los acordes, te tomo pretada la luna por un instante. Que viaje astral más hermoso.

cristal00k dijo...

Gracias por este regalo, querida.
Al final, lo que queda, son eso, nuestras historias del corazón. Nada más.
Un beso de nuevo.

escaecer dijo...

Spica luz azul brillante en el planeta Júpiter, para que después digan que la poesía habla en clave.
Precioso recorrido que haces que me sienta tan.. tan pequeña. Saludos Gárgola

Mixha dijo...

Hermoso poema mi querida amiga Gargola, me gustó mucho ese verso " el reloj rojo/ atado en el pulso del tiempo..." lo sentí como ese devenir de la temporada del cambio de estación y de ánimo de los que vienen y van, me encantó, un beso

isis de la noche dijo...

MIL GRACIAS por tus hermosas palabras en mi blog...

Te dejo un abrazo inmenso en el hermoso cielo de diciembre..

cuentosbrujos dijo...

Buenos dias, creadora del tiempo... bonita toma nocturna ¿Cuanto tiempo de exposición????
saludos brujos

Malvada Bruja del Norte dijo...

Hola Gárgola...luego vengo y te leo...respecto a utilizar mi historia, ven a mi casa, y en la pestaña de "a cerca de" encontrarás mi mail, envíamelo y te adjunto la historia de inodora... No tengo inconveniente en que la utilices :-)

Antonio Castellón dijo...

Hola Gárgola.
Soy nuevo aquí; leí tu comentario apoyando un texto de Hesse en el blog de Cristal, que a su vez había comentado en el blog quijotesco de Terry... y en toda esta luminosa telaraña de blogs me encuentro con tu 'cielo de diciembre'. No puedo decir sino que me ha encantado, aunque suene simple.

Gracias por tu sensibilidad y tu arte poético.

Un saludo navideño del lobo Antonio.

Malvada Bruja del Norte dijo...

Todo tiene su curso, y su tiempo, el amor y el desamor. Tiempo de silencio.

Kiko dijo...

Cuanta densidad de mitologias, vidas y sueños que cobija ese espacio infinito encima de nuestras cabezas...

Malena dijo...

Feliz Navidad, mi querida Gárgola, que la estrella de Oriente te guíe siempre hacia la Felicidad.

Un beso enorme.

Goathemala dijo...

Y que bien sabe detener el tiempo en este mes tan social y apresurado, tan henchido de emotividad ornamental, a la que se debe acudir sí o sí, para regresar a la pureza de tus letras.

Tus versos, cada palabra, se asemejan a esos manantiales donde el agua se filtra gota a gota durante milenios entre lascas y sílices.

Me intrigaste con tu comentario, me reafirma que eres partícipe de algo muy bello y singular. Me alegro.

Un abrazo y mis mejores deseos para estas fechas y mucha, mucha sonrisas para el 2009.