domingo, 12 de julio de 2009

Todo lo alcanzable



Invención y firma
Inicio y final de todo lo alcanzable,
inteligible o misterioso: efímero.

Precipicio y quimera
Memoria y tiempo,
sin fundación o larva: fatiga.

Voz que ilumina el sigilo.

En la esfera insólita,
por una brecha en la tarde,
escurre el azul y transcurre el día.

12 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

Me gusta ese día precipitándose por la brecha.

Una imágen fantástica.

Besos

sergio astorga dijo...

Gárgola, es insólito como trancurre el día cuando escurre el azul en ésta tu visión de la esfera.
Me gusta esta imagen, aunque sé que este comentario será efímero.
Sigiloso abrazo hoy.
Sergio Astorga

Enrique Sabaté dijo...

Las quimeras siempre se confunden con el abismo y las tardes se precipitan azul y oro.

Saludos.

cuentosbrujos dijo...

A mi regreso sigo mirando las fotos qeu dcen cosas y ls tuyas siguen hablando
saludos

cristal00k dijo...

Suena como un sortilegio...
Y desconozco el porqué, pero me es cercano.
Besos de agua fresca.

ybris dijo...

Mejor que el día transcurra por una brecha de la tarde tras haber casi pasado que no por una grieta del amanecer cuando aún no brilla.
Efímero y sigiloso el tiempo.
Sólo el misterio desvelado y la voz lo llenan.

Besos.

josé luis dijo...

Todo transcurre entre límites y de forma fugaz. Iluminada por el tiempo, la palabra. Y la voz. La esfera mágica se diluye entre un azul cambiante que señala el ritmo...y el trasiego.

Bella imagen para el arcón que tanto atesora...

Saludos.

faladomi dijo...

y así pasa la vida...menos mal que hay palabras como las tuyas que la atrapan un poquito

un abrazo

Veronika dijo...

"Voz que ilumina el sigilo."

Si, es un misterio! ¿o un milagro?

Abrazos

Basurero Usurero dijo...

"sin fundación o larva: fatiga" ahí me mataste, ¿Qué es eso? Disculpa mi ignorancia, sólo soy un simple basurero. Suerte.

Goathemala dijo...

Y por esa brecha de insólita fatiga se nos escapa la vida.

Gracias por tus comentarios siempre tan ingeniosos y llenos de arte.

Un abrazo.

Luisa Arellano dijo...

A mi también me parece una especie de sortilegio, algo que tiene el poder de desarrollarse sobre si mismo y cuesta... pero llega a la meta con la normalidad de lo posible y por tanto alcanzable.

Me impresionan tus imágenes Gargolita :)

besos