viernes, 10 de junio de 2011

Puntos de vista



Lentitud

El rayo que surca el cielo
La comunicación de las ballenas
El corazón del recién nacido
Los coches en las autopistas alemanas
La flecha rumbo a la diana
Las alas del colibrí
Las bacterias en Agar Önöz
Los encuentros

Celeridad

El crecimiento de la sequoia
La combustión de la glucosa
La traslación de Plutón
El camino del caracol
Las gotas que conforman la estalactita
Las floraciones del bambú
Las esperas

Relatividad

Espectadores
uno al lado del otro
con desemejante velocidad,
Lograrán diferentes medidas
del tiempo y de las distancias
para detallar idénticas series de sucesos


Desde la ventana del avión el tren está parado
La estación marcha rápido
Un día es más largo que una vida

10 comentarios:

Nacida en África dijo...

Mi querida Gárgola: Todo es igual y todo diferente depende de la persona que lo observe y de los sentimientos que albergue.

Siguen siendo tus poemas especialmente bellos y profundos.

Brisas y besos.

Malena

Mixha Zizek dijo...

Gárgola mi querida amiga, se te extrañaba muchísimo.
Y te leo y me sigo encantando con tu maestría. Tiene tantas imágenes que me alucino y quedo en ellas, besos

Justine dijo...

O fascínio das inúmeras verdades e do seu contrário, em todas as situações da vida. A explanação poética de uma tese filosófica! Interessantíssimo:)))
Um abraço de saudade

Antonio H. Martín dijo...

Hola, amiga Gárgola.
Tu bello y sabio poema me ha hecho recordar esta breve historia zen:

"Un noble pidió al maestro zen Takuan que le indicase alguna forma para matar el tiempo. Los días se le hacían intolerablemente largos en su despacho, sentado rígidamente hora tras hora, recibiendo el homenaje de unos y otros.
"Takuan escribió ocho caracteres chinos y se los entregó al noble:

Un día sólo es un día;
La joya más grande es como el
día más corto.
Ese día nunca volverá;
Cada segundo vale lo que una
joya sin precio.
"

Un abrazo, poeta.

Leandro Von Aschenbach dijo...

Hola Gárgola, he estado leyendo tus poemas y debo decir que me han gustado. Saludos.

sergio astorga dijo...

Gárgola, desde el comentario, la palbra se acelera sin rumbo para caer lentamente y espectante ante tu lectura.

Desde un punto, la vista pasa revista como caracola.

Abrazos enconchados.
Sergio Astorga

josé luis dijo...

Una mezcla de sensaciones que bañan el rio de fluidos pasos de tiempos, de horas largas, de días diminutos, de noches eternas, de segundos abiertos a lo intemporal

ANTIQVA PHOTO dijo...

Gárgola, ultimamente tengo la impresión de que alguna que otra buena amiga está como exiliada en las nubes...

Espero que alli estés tomando alguna imagen magnifica.

Un abrazo fuerte

Nitric She dijo...

No creo que cree tiempo, creo lo que hago con el tiempo, mas el tiempo me destruye, dime tú, sabia gárgola, si encontraste el secreto para vencerlo, cuéntamelo!!!! Porque si encuentro la forma de que mis pasos cada minuto no se tornen más pesados, de que mi aliento no se corte, que mis manos no se cansen, que mi espina no se hunda, podría respirar sin ver el reloj... dímelo tú gárgola, qué es crear tiempo, no lo puedo concebir más allá de la fantasía de El Origen, dime si es real o simplemente algo que le ocurrió al azar de tus pensamientos sin ahondar en su significado! Dime que no! Que puedo perpetuar un beso, que puedo guardar una mañana en mi bolsillo, que puedo retrasar la despedida, dime que puedo apagar la nostalgia, dime que has descubierto leyes alternativas a las ortodoxas, y que se puede drenar el dolor, con sólo parar el reloj...

(billy-lost-in-a-dry-county.blogspot.com)

isis de la noche dijo...

sencillamente GENIAL..

un misterio que se desvela verso a verso.. Migajas de la totalidad que encierran en sí todo aquello de lo que hablan: cada línea un rutilante desafío..

besos miles querida..